25/03/2020- 11:07:10

Ester Muñoz: “Tenía pensado enfocar todas mis ganas en el Campeonato de España, pero dada su cancelación, las guardaré para la próxima”


Con solo dos años empezó la práctica de natación en el Castalia-Castellón, club castellonense que le acogió hasta que tuvo que mudarse a València para estudiar Biotecnología, grado del que ya ha cursado tres años, el mismo tiempo que ha estado entrenando con el CN Ferca-San José. Por lo menos, hasta el anuncio del estado de alarma del pasado sábado, 14 de marzo

 

¿Cómo era un día habitual en tu vida antes de esta fecha?

Mi rutina dependía de mis horarios de la universidad. Muchas horas como las de prácticas y seminarios, varían semanalmente. Los días que no entraba temprano podía entrenar por la mañana: un lujo del que he empezado a disponer este curso. Si no tenía clase por la tarde, iba a comer al piso que comparto con dos compañeros del club. Todas las tardes entrenaba (algunos días con gimnasio); además los miércoles acudía antes a la piscina porque daba cursillos de natación a los niños de la escuela. Un factor que me limitaba mucho era la hora de salida de los lunes, miércoles y viernes, ya que había días que llegaba casi a las 23h al piso; y a mí nadie me esperaba con la cena preparada. Esto afectaba a mi tiempo de descanso, sin el cual no puedo funcionar al nivel que exigen mis actividades.

 

¿Cómo te enteraste de la situación excepcional que se venía debido al covid-19?

Es difícil hacer la transición de rutina normal a estado de alarma, pero mis profesores de virología y microbiología ya anticipaban la situación, y esperaban que empezara cuanto antes. Por esto no me pilló del todo desprevenida; aunque yo esperaba poder permanecer en Valencia y entrenar en un grupo pequeño y con precauciones. El viernes por la tarde –el día anterior a la implantación oficial del estado de alarma- me llamó mi entrenadora aconsejándome que recogiera y me fuera a casa de mis padres. En ese momento empecé a sentir estrés: estaba intentando evitar ir a casa de mis padres porque mi abuela vive con ellos. Yo he estado expuesta a mucha gente, viajo en transporte público... pero concluimos que era la opción más sensata. Así que ahora estoy en Castellón con ellos, intentando tener el máximo cuidado y cumpliendo con las medidas necesarias.

 

Una de las últimas competiciones deportivas que se disputaron en nuestra Comunidad y en la que participaste fueron los Autonómicos Junior-Absoluto de Invierno. ¿Qué valoración haces?

El Autonómico era un paso previo para llegar al Open en el mejor estado posible. Por esto mi rendimiento fue bueno, pero no óptimo. Estuve cerca de mis mejores marcas en todas las pruebas; pero no pude evitar quedarme con ganas de más. Tenía pensado enfocar esas ganas en el campeonato de España; pero dada su cancelación, las guardaré para la próxima.

 

También participaste en una serie de actos organizados por la Confederación de Federaciones Deportivas de la Comunitat Valenciana (Confedecom) con motivo de una exposición fotográfica cuyas protagonistas eran distintas representantes de diversos deportes federados de nuestra Comunidad: Ester Muñoz representó a la FNCV. ¿Qué te pareció?

Me pareció una iniciativa muy interesante, una muestra de apoyo para las deportistas que luchan por la igualdad en deportes donde no la hay. Me parece muy importante valorar el esfuerzo que realizamos las mujeres para incluir el deporte de élite en nuestras vidas. No me cansaré de dar las gracias a las personas que dan visibilidad al deporte femenino. Además, me sentí muy afortunada de que la FNCV pensara en mí para este acto. Sentí que mis años de esfuerzo y dedicación no estaban pasando desapercibidos y estoy muy agradecida de que se valore mi trabajo.

 

Ser la primera clasificada autonómica en prácticamente todas las categorías desde 2011 hasta la actualidad y con presencia nacional tanto a nivel individual como en equipo, destacando ser integrante del primer equipo femenino de la Comunidad Valenciana en ascender a División de Honor nacional con el Castalia, sumado a sus excelentes notas –obtuvo 12,744 sobre 14 en la Prueba de Acceso a la Universidad (PAU)-, no podía pasar desapercibido. ¿Crees que se necesita más visibilidad de las mujeres en el deporte de competición?

Como dijo Jessica Vall “no ver el deporte femenino es perderte la mitad del espectáculo”. Creo que debemos unir esfuerzos para conseguir la igualdad en todos los deportes. Por ejemplo, es el caso de las mujeres en el fútbol, pero también es el caso de los hombres en la natación artística. Creo que la igualdad debe llegar a todos los ámbitos independientemente del sexo discriminado.

 

¿Consideras que contribuiría tener más referentes femeninas? ¿Quién es la tuya?

Estoy segura de que tener referentes ayuda a la visibilidad. Tanto para los más jóvenes, como para los que llevan años en el deporte, es esencial tener una figura que te demuestra que sí que es posible. Mi referente es ahora y ha sido siempre mi hermana Lidón. La calidad de su trabajo es innegable, así como su perseverancia y afán de superación. Para mí, es un ejemplo como nadadora, deportista y persona. Tengo la suerte de poder compartir tantas cosas con ella... y estoy muy agradecida por que me ayude y pueda dedicarme tiempo a pesar de su ajetreada agenda. Además, estoy muy orgullosa del equipo femenino de mi club, ya que trabajamos con ilusión, nos apoyamos y mejoramos juntas, incluso cuando el entorno no nos es favorable.

 

¿Cuáles son tus objetivos a largo plazo?

Seguir superándome a mí misma y mejorando en todos los ámbitos. A nivel deportivo, la natación es un deporte que practicaré siempre, en la medida que mis obligaciones académicas y laborales me lo permitan, ya que me gustaría trabajar en una empresa haciendo análisis bioinformáticos. 

 

 

¡Continúa luchando por tus objetivos, Ester!

Últimas noticias